Domingos Pasados

Domingo Agosto 11, 2019

DAVID COMO MODELO DE VIDA

TEXTO: 1 Samuel 13:14 TEMA: El ejemplo que podemos tomar de la vida de David

PROPÓSITO: Anhelar ser conforme al corazón de Dios

INTRODUCCIÓN: Casi todos nosotros tenemos héroes a quienes queremos parecernos. Algunos son ficción, como Superman, otros son de carne y hueso, como científicos, deportistas, artistas y los personajes bíblicos, como los héroes de la fe de Hebreos 11.

FRASE DE ENLACE: Tomemos hoy como nuestro modelo a David el hombre conforme al corazón de Dios

1. DAVID  SE MOLDEÓ Y CONFORMÓ AL CORAZÓN DEL SEÑOR JEHOVÁ (1 Samuel 13:14).
A. Esta es una apreciación que no es del mismo David, sino que Dios lo dice de él.
B. ¿Cómo podemos tener un corazón conforme al de Dios?
(1)	Conversión
(2)	Llenura del Espíritu Santo
(3)	Pasar tiempo a solas con Dios
(4)	Obediencia a la Palabra.

2. DAVID AMÓ MÁS LA LEY DE DIOS QUE LAS COSAS MATERIALES.
A. En el Salmo 19:10, él dice, refiriéndose a los estatutos de Dios: “Deseables son más que el oro, y más que mucho oro afinado”.
*En una sociedad de consumo, como la nuestra, ¿pensamos como David?
B. Salmos 19:7 La ley de Dios es perfecta
C. Salmos 119:44 Promesa de guardar por siempre la ley

3. DAVID AMÓ LA CASA DE DIOS. 
A. Moisés edificó la primera casa de Dios, en la forma de un tabernáculo, porqué fue una orden dada por el Señor.
B. David sabía que Dios merece lo mejor 2 Samuel 7:2 Palabras de David
*Recordemos que la Iglesia es la casa de Dios (no el edificio)
C. 2 Samuel 7:16 respuesta de Dios
*Por ser la esposa de Dios, tenemos pacto eterno.

4. RECONOCIÓ HUMILDEMENTE SU DESOBEDIENCIA Y ERRORES. A David no le importó la reputación, lo que le interesó fue la comunión. Lo que otros digan no es importante ante lo que Dios sabe y dice. B. Un sabio dijo que hay tres tipos de personas en un ser. La primera es lo que nosotros pensamos de nosotros mismos, La segunda es la que otros piensan de nosotros. Y la tercera es que Dios sabe lo que realmente somos. C. A veces es más fácil orar y ayunar que humillarse. *Hay libros que enseñan que la oración y el ayuno es el remedio para los males que algunos sufren. *La realidad que no hay substituto para la humillación ante Dios. Isaías 58

CONCLUSIÓN: Si queremos parecernos en algo a David, el hombre conforme al corazón de Dios necesitamos: Moldearnos a Dios, amar su palabra más que ninguna cosa en este mundo, Amar a la Iglesia y reconocer nuestra necesidad de Dios cuando pecamos.